El concepto de marca

Conseguir que tu empresa y tu marca conecten emocionalmente con tu público objetivo realmente es muy beneficioso ya que nos garantizará una mayor fidelidad y lealtad de sus clientes. Las acciones de branding precisamente nos ayudan a conseguir esta reacción.

Sí, has leído bien, hoy vamos a hablar de esa palabreja que está en boca de todos y que resulta tan difícil de definir y comprender todo lo que abarca. Os vamos a explicar qué es branding y todo lo que gira alrededor de este concepto.

Presta atención porque puede ser uno de esos términos que le den un giro radical a la estrategia de tu empresa. ¡Allá vamos!

Branding: ¿Qué es branding? 

Branding: Se conoce como branding a la disciplina que se encarga de crear una marca y gestionar a nivel creativo y estratégico todos los elementos diferenciadores de su identidad. 

¿Qué es marca?

La Asociación Americana de Marketing denomina marca al nombre, término, señal, símbolo, diseño o a la combinación de algunos de ellos que permite identificar los productos o servicios de una empresa diferenciándolos de sus competidores. De ahí la gran importancia que tiene este concepto en nuestro día a día, dado que es precisamente la marca lo que se convierte en un identificador y diferenciador de empresas.

Pero en  la actualidad cuando se habla de marca no nos referimos solo a los aspectos estéticos que la conforman sino que hacemos también referencia a los valores que esa empresa nos  está trasmitiendo, ya no se trata solo de vender un producto o servicio, se trata de ofrecerle al cliente una experiencia. Por eso es muy importante que la empresa cuide al detalle todos los contactos o impactos que el cliente haya tenido con las empresas para así asegurar al máximo una buena percepción de la marca en su mente.

 que es branding

Branding: ¿Qué tipos de branding existen?

Branding personal

El branding personal o marcar personal es un concepto relativamente reciente pero que desde los inicios de la historia siempre ha estado presente. Cada persona al interactuar con otra deja un rastro, genera una percepción ante los demás. Trabajar la idea que quieres transmitir de ti mismo, cómo quieres que te identifiquen, posicionarse ante el mundo, diferenciarte,… todo ello generará tu marca personal.

Trabajar tu persona como si fuera un “producto” para lograr un objetivo, como por ejemplo conseguir éxito profesional unes  transmitida y protegida, con ánimo de diferenciarse y conseguir sería el resumen perfecto para la definición de branding personal.

Herramientas como las redes sociales, en las que compartes fotografías, publicas comentarios, das a conocer tu currículum,… han contribuido a que el branding personal sea algo cada vez más importante y que hay que saber gestionar correctamente.

Branding corporativo o branding de empresa

El branding de empresa, al igual que el branding personal, consiste en definir y “fabricar” una imagen de marca con el objetivo de ser reconocido por tu público objetivo. Este tipo de branding es el sumatorio de muchas acciones: la creación de un logotipo, un naming, definir la “personalidad” de la empresa, el tono de comunicación, el material comercial, hasta los propios empleados y directivos influyen en la percepción global que se tenga de una empresa.

______________________________________________________________________________________________________________________________________

También te podría interesar:

⭐ Todo lo que tienes que saber de la teoría del color

 ¿Qué es un Copywriter? ¿Qué puede hacer por una empresa?

______________________________________________________________________________________________________________________________________

Branding, sus beneficios

Tanto el branding personal como el branding empresa tiene beneficios a varios niveles: beneficios a nivel económico, beneficios a nivel social, beneficios a nivel interno o  beneficios a marketing. A continuación vamos a hablar de estos últimos.

5 beneficios del branding en marketing

  1. Un branding bien trabajado contribuirá a que la empresa o marca sea reconocida positivamente por consumidores y usuarios.
  2. Aumenta la calidad percibida de tus productos o servicios.
  3. Te diferenciará de la competencia.
  4. Hará que tu inversión en comunicación y publicidad sea más eficaz y eficiente.
  5. Incrementa las posibilidades de mejorar el posicionamiento de la empresa o marca en mercados en los que aún no está presente más rápidamente.

Objetivos del branding

Está claro que el fin último del branding empresa o personal branding es “vender” pero para ello primero hay que conseguir otros objetivos. ¿Cuáles? A continuación te los detallamos:

a) Crear una proposición única de venta, con su correspondiente ventaja competitiva frente a los demás.

b) Diseñar una estrategia orientada a definir cómo queremos que nos identifiquen en el mercado.

c) Dotar a la marca de “alma”. Transferir unos valores y características que le confieran una personalidad identificable y única.

Cómo hacer una estrategia de branding

A diario estamos expuestos a un gran número de marcas ya sea en el supermercado, en la marquesina del autobús, en la oficina o viendo la televisión, conseguir que retengamos alguna de ellas en nuestra mente es uno de los objetivos del branding. Para conseguirlo, y que además sea percibida de forma positiva por el usuario, se necesitan dejar huella  e influir de alguna forma pero también es necesario dar respuesta a las siguientes preguntas:

  • ¿En qué puedo ayudar a mis clientes? Describe cuales son los problemas que tienen tus clientes y todas las soluciones que tú les puedes aportar. Define la misión de tu empresa.
  • ¿Quién es mi cliente? Define tu público objetivo pensando en su estilo de vida, sus hábitos, que hace en su tiempo libre o a qué se dedica. Trata de describirlo al máximo para aproximarte en todas tus acciones.
  • ¿Cuál es mi diferenciación? Como ya hemos dicho anteriormente, existen muchos negocios similares con productos y servicios prácticamente idénticos por lo que definir qué es lo que nos hace diferentes a los demás será nuestro valor añadido. Destaca aquello que tú tienes y que el resto de marcas no.
  • ¿Qué adjetivos definen mi marca? Establece los valores fundamentales que quieres que tu marca represente para que la personalidad de tu marca sea reconocible para tus clientes.
  • ¿Cuál es el mejor logo para mi empresa? Empieza por hacer una búsqueda de logos utilizados en tu sector y apunta los elementos que más se repiten. Con la ayuda de un diseñador elige los colores, tipografía y símbolos que se adecuen mejor a tus valores empresariales y asegúrate que el logo sea legible en los distintos formatos.
  • ¿Qué frase identificará mi marca? Párate a pensar en el eslogan que completará la imagen de tu marca. Busca una frase pegadiza y que sea fácilmente recordable para los usuarios.
  • ¿Cómo me voy a comunicar con mi público? Elige los medios que vas a utilizar para estar en contacto con tus usuarios. En la actualidad es fundamental definir una estrategia de comunicación, sobre todo a nivel online.

Ejemplos de branding

A continuación te mostraré una serie de productos que a lo largo de los años han trabajado continuamente su marca. Marcas que posiblemente te transmitan algo más allá de ser un producto. Alguna te transmitirá frescura, otras diseño, otras calidad. Si alguna de ellas ha logrado crear un sentimiento o percepción en tu cabeza es que han trabajado correctamente su marca.

pantalon-corto-levis-501

 

mercedes-clase-glc-coupe

 

Coca-Cola-lata-

nike

¿Te han transmitido algo? 😊

Marca digital o branding digital

La marca digital, al igual que el branding personal o branding empresarial, es la imagen que creas de tu negocio o producto dentro del entorno digital.

Con los avances tecnológicos, los medios digitales se han convertido en una importante vía de comunicación de la empresa con los usuarios ya que les permite escucharlos y dialogar con ellos. Por lo tanto, se hace casi obligatorio que la empresas tengan sí o sí presencia online para que puedan llegar a un mayor número de usuarios.

Cómo se crea una marca digital

  • Crea una página web. Trata de diseñarla de tal modo que refleje los valores definidos previamente y que visualmente esté acorde con los colores, elementos y tipografía de tu logo. Además, ofrece toda la información que puedas sobre tu empresa para ganarte la confianza de los usuarios.
  • Presencia en redes sociales. Las redes sociales serán una buena herramienta para generar interés y opinión sobre tu propia marca. Elige aquellas que más se adecuen a tu sector y a la filosofía de tu empresa ya que te permitirá aproximarte  a tus usuarios y crear una mayor notoriedad de marca. Tampoco descuides el contenido que vas a publicar en estas redes ya que es otra oportunidad para seguir haciendo branding y marcar la diferencia con el resto de tus competidores.
  • Haz publicidad online. Si quiere tener una presencia online más potente, realiza anuncios en los buscadores para aparecer en la primera página de resultados para aquellas palabras clave que son de tu interés. También puedes crear anuncios en las distintas redes sociales y segmentarlos según las características de tu público objetivo y así poder dar a conocer tu marca a más gente.
  • Opta por Mobile marketing. Cada día utilizamos más el móvil para acceder a Internet, por lo que quizás sea importante que priorices este dispositivo frente a otros en todas las estrategias online que lleve a cabo tu empresa. Es muy importante, por ejemplo, que tu página web sea responsive y se adapte fácilmente al móvil.
  • Apuesta por los influencers. Es el último grito del branding y las grandes empresas ya realizan multitud de campañas con ellos. Los influencers se han convertido en una figura esencial ya que aportan a sus seguidores buenas recomendaciones de compras. Si optas por colaborar con ellos, trata de escoger con mucho cuidado a los elegidos puesto que es importante que encajen a la perfección con los valores que quiere transmitir tu marca.

Como has podido comprobar, definitivamente las marcas acaban siendo el vivo reflejo de lo que es un negocio. Con este post habrás podido comprobar la importancia de trabajar el branding de empresa o tu branding personal.

En un entorno con tantas marcas, productos, servicios,… la competencia es feroz. Mediante una correcta estrategia de branding tu marca tendrá más fácil sobresalir y hacerte más visible entre ese océano de competidores.

Se trata de un trabajo constante, en el que hay que persistir para poder lograr los objetivos marcados, pero un trabajo que hay que hacer si quieres que los usuarios prefieran tu marca antes que cualquier otra.

¿Te gustó este post? ¡Valóralo y compártelo!

Síguenos en nuestras redes sociales: LinkedInTwitter y Facebook y se el primero en conocer nuestros artículos.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)